sábado, 24 de agosto de 2013

Reseña Batlte royale



Título:
Battle royale

Autor:
Koushun Takami

Traducción:
Yuji Oniki

Número de páginas:
610

Editorial:
Haika soru

¿Por qué lo leí?
Cuando regalé los juegos del hambre a una amiga mía y la envicié a la serie, ella nunca paraba de repetirme que tenía que ver battle royale, que era muy parecida. En su momento ninguna de las dos sabía que había un libro con el mismo nombre que fue el que dio lugar a la idea de dicha película. 

Mucho más adelante empecé a ver el libro en español y me moría de ganas de leerlo, pero en uno de esos días, me pasé por Waterstone, casualmente tenían un ejemplar de battle royale con entrevistas al director y al autor, ¡¡una edición especial!! En cuanto puse los ojos en ese libro sentí que tenía que ser mío. El resto, es historia.

Resumen:

Battle royales the novel -Kouchun Takami's notorious high octane thriller envisions a nightmare scenario: a class of junior high school students is taken to a deserted island where, as part of a ruthless authoritarian program, they are provided arms and forced to kill until only one survivor is left standing. Criticized as violent exploitation when first published in Japan -where it became a runaway best seller- Battle royale is a lord of the flies for the 21st century, a potent allegory of what it means to be young and (barely) alive in a dog-eat-dog world. (Extraído de la contraportada)


En la República del Gran Oriente Asiático está prohibido el rock, esa música decadente. Los  jóvenes crecen en un estado totalitario y controlador que promueve la competitividad. Como medida de control de rebeliones, la administración pone en marcha el Programa: cada año, 50 clases de distintos institutos son elegidas para luchar a muerte en la BATTLE ROYALE.
Los alumnos elegidos son aislados en una isla. Las normas del juego son estrictas: no pueden escapar, no pueden contactar con el exterior, y solo puede quedar uno.
Todo está permitido para sobrevivir.
Empieza el juego.
Empieza BATTLE ROYALE. (Extraído de la web de planetadelibros)

MI OPINIóN:


Cuando empecé este libro no sabía muy bien qué me esperaba de él, solo sabía que se mataban los unos a los otros, no más. No me esperaba que fuesen tan felices y contentos en un viaje de instituto y de repente, les llegase la noticia de haber sido seleccionados para el programa Battle royale en el que se tenían que matar los unos a los otros. Te dan una mochilita en la que te puede tocar un arma tan útil como un altavoz o una metralleta, para decir que el sistema los hace igual a todos y hala, niños, ir a la isla desierta a jugar con las armas, mataros unos a otros y hasta que no quede uno solo, por el instituto ni os acerquéis.

Sé que las comparaciones son odiosas, pero... inevitables... Y, en este libro el transfondo, el mundo imaginado y las razones que hay detrás de todo me han parecido más lógicas y mejor explicadas que en los juegos del hambre. Sin embargo, no me ha enganchado, y no porque no haya acción, que haberla haila, sino por el pesado y "don perfecto" de Shuya y su alter ego o Noriko (os juro que siempre que leía el nombre pensaba en algún tipo de detergente). Noriko de vez en cuando tenía un pase, pero la verdad se limitó a hacer de mujer florero todo el libro, hasta una escena del final y Shuya parecía la dolorosa, todo el rato en plan "¡¡Cómo nos podemos estar matando unos a otros!! ¡¿Por qué!? Y así podría resumir su paso por el libro. No quieren matar, no quieren que les maten, no quieren participar en el juego, pero tampoco suicidarse. Supongo que soy yo y mi odio contra la gente que no tiene ni un solo pensamiento impuro en toda su vida y que se les da absolutamente bien todo lo que hacen y gustan a todo el mundo. 

En cambio, cada vez que el autor dejaba la historia de esos dos petardos para centrarse en los otros compañeros de clase, mi atención crecía por el libro, las historias son interesantes, están llenas de matices y la gente piensa en sobrevivir (y yo pensaba en leer más y más; y no en dejar el libro y hacerme el harakiri como cuando hablaban Shuya y Noriko). Recuerdo que me gustó particularmente la historia de Takako Chigusa, es bastante gore, pero me gustó su personalidad. No voy  a hablar de las historias, suelen ser cortas, aquí las vidas duran menos que un Chupa Chups a la puerta de un colegio, pero captas la idea y motivos de cada uno, no te quedas en plan ¿ein? ¿Y eso a qué ha venido? 

Otra de las cosas que me sorprendió del libro es las chicas que se dedicaban a la prostitución, los abusos que sufrían, tanto en casa como fuera de ella, presentes en toda la novela.

Como ya dije antes, el ritmo para mí iba a trompicones, cuando tocaban las partes que seguían a Shuya o de Noriko (que, por cierto, son bastantes), bajaba mi interés. En cambio cuando sabía que había otros personajes o que en un capítulo moría alguno mi interés crecía, quiero decir, en un día me podía leer 150 páginas o 5 dependiendo lo que pasara, porque de vez en cuando, el autor se sacaba algún as de la manga que no había visto venir ni de lejos. 

Desde mi punto de vista, el libro no ha sido muy gore, tiene sus momentos gore, si, pero la mayoría de las muertes son con pistolas y no se recrean mucho en la lucha. Fuertes, fuertes, diría que hay dos escenas.

En definitiva: una distopía muy bien pensada con un ritmo irregular y unos personajes bastante interesantes. 

eXTRA, eXTRA:

Este es el mapa que viene en el libro de la isla (¿soy la única a la que le recuerda al juego de batalla naval, vamos, el de tocado y hundido de toda la vida?):




SPOILERS!!!! A continuación dejo mis notas con las muertes y el quien mató a quién, son spoilers, por lo que si no habéis leído el libro y las ampliáis atentos a las consecuencias:




Mientras leía el libro, iba viendo la película, y aunque en mi edición es una especial en la que el director de la película habla un poco sobre ella y dice que la ha intentado hacer más real al quitar habilidades que se supone que la gente tan joven no debería de conocer, me he visto completamente desilusionada por la desaparición de algunas escenas del libro en la película.

Trailer



También existe un manga sobre el libro y una continuación de la película que no sé si habrá gustado a alguien, porque a todo el mundo que le he preguntado me ha dicho que es malísima.

Para más información:
http://en.wikipedia.org/wiki/Koushun_Takami
http://en.wikipedia.org/wiki/Battle_Royale

P.D. La botella de agua es una de las pocas cosas en común que llevan las mochilas de los alumnos pertenecientes al programa Battle Royale

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Yo lo que no sé es cómo nadie ha denunciado a Suzanne Collins por plagio, vaya. Es que LJDH es una copia descarada, más "light", más rosa y para público más joven, pero en definitiva lo mismo. Recuerdo cuando salió el primer libro, lo leí y pensé "¿Pero es que nadie se da cuenta?", porque BR no era muy conocida... En mi opinión no es solo la original, sino la mejor.

Oly dijo...

Lo tengo pendiente en la estantería... A ver si me pongo un día de estos con él (después de terminar El Pasaje... que me está costando bastante :S)
Espero que me gusten todos los personajes y no me pase como a ti :P
Ahora que lo dices, sí, es nombre de detergente :P Norit xDD)
Besos ;)

Mas Que Caprichos dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Mas Que Caprichos dijo...

Me encantan las notas que has tomado para no perderte y pillar al autor por si mataba al mismo dos veces ;)
Las ediciones especiales son una tentación difícil de evitar, me alegro que haya sido una buena compra.
Desde mi punto de vista el libro tiene que ser mejor porque la peli, con el asiático con la boca torcida da un poco de risa, por lo menos hasta que le lanza el cuchillo a la chica...
Noriko... no te recuerda a Norykko... la chica porno.. ;) en el libro/peli es chico o chica?
Me alegra mucho volver a verte por aquí con tus comentarios y reseñas ingeniosas y que hacen que hasta los peores libros tengan su puntazo...

ifigenia dijo...

@Anónimo: yo en su momento no la conocía hasta que una amiga mía no me la presentó, y solo conocía la película, no el libro, eso lo supe mucho más tarde. Los juegos del hambre me gustaron bastante, pero te doy la razón que en esta los personajes son más interesantes (dejando a un lado a Shuya y Noriko) y el transfondo es mayor, aunque por lo que he leído Suzanne Collins no ha copiado a nadie, lo que pasa es que ya está todo inventado. Puedes creer que sacas algo nuevo, pero la realidad es que todo tiene un precedente.

@Oly: ya verás que si, yo es que soy muy maníatica con los Don y Doña perfectos, los odio por sistema. ;). Ya he visto que el pasaje va viento en popa y a toda vela, en breve lo terminas, ;).

@Mas que caprichos: me haces sonrojarme, =P.

Noriko es chica y hace de florero casi todo el libro, pues no me acordé de la cantante de no hay dinero, me venía a la cabeza el detergente continuamente. Ya sabes que se me están olvidando algunas palabras en español ¬¬.

Pobre profe, que es un capullito de la o durante todo el libro, pero por lo menos en la peli algo le redime, aunque no sea así en el libro.

Karou! dijo...

Yo acabo de conseguirlo, no esa chula edición especial pero lo tengo y muero por empezarlo.
Saludos!

Related Posts with Thumbnails